Montezuma hasn’t yet laid his revenge upon me…

by eddiehopper

Week of April 13, 2015
 
Things are going well here at the CCM! I´m almost into my second week away from home and Montezuma hasn’t yet laid his revenge upon me.
Eddie eats without Montezuma

Eddie eats without Montezuma

I hope everyone’s week went well. Mine has been pretty good, although I do have ups and downs here. We watched another talk by Elder Jeffrey Holland this week. It was about Chris’s sacrifice and it really put things in perspective about how much we sacrifice and struggle here. The Spanish language is coming along, though I can’t say the same for learning how to teach people about God. We have mock lessons with our teachers (only Spanish!) and I usually struggle pretty hard, despite my relative competence with the language. I need to learn how to be a better teacher I guess.
 
Every week we have to prepare a talk for church just in case we get called to the pulpit. Since I didn’t get to share mine this week, I figured I’d throw it in this message. It’s about Repentance (El Arrepentimiento):
 
…Pues, estoy agradecido porque he aprendido mas de Dios y su hijo, y tambien la expiación y la gracía salvanda de Jesucristo, los que podemos ejercer por medio del arrepentimiento.
 
Dios nos espera que seamos perfectos. En el Sermón del Monte, Jesus lo dijó a sus discipulos. Las escrituras y los profetas modernas nos enseñan que alguien impuro no puede hereder el Reino de Dios.
 
Pero no es una esperanza realista. Claro, sabemos que Dios nos ha dado la Expiación por su hijo. Podemos reconciliarnos por medio del sacrificio de Jesucristo. La Expiación es el gran regalo de ésta vida; tambien, ¡es gratis! Con la gracía de Jesucristo, podemos ser limpios y puros. Romanos 5:19 dice, “Por la obediencia de uno, los muchos serán constituidos justos.” Voy a leer mas de Romanos porque me encantan las palabras de Paulo.
 
Aunque la gracía es para todos, tenemos que hacer algo para ejercerla. A los Romanos, Paulo dijó, “Entonces, ¿Qué? ¿Pecaremos porque no estamos bajo la ley, sino bajo la gracía? ¡De ninguna manera!” (Romanos 6:15). “De tal manera amó Dios al mundo que ha dado a su hijo Unigénito” (Juan 3:16). Lo menos que podemos hacer es tratar de hacer lo justo. Jesus murió en vano si no tratemos. El Arrepentimiento es como podemos ejercer la Expiación. Es como mostramos a Dios que le amamos y deseamos a ser justos. Es como podemos volver a Dios y hereder el Reino de Dios. Aunque pecamos en nuestra humanidad, reconocemos que necesitamos a Dios, y elegimos a hacer lo mejor en vez de coninuar en pecados. A los Nefitas, El Salvador dijo que necesitaron arrepentirse y venir a Cristo como un niño pequeñito, “porque de los tales es el Reino de Dios” (3 Nefi 9:22). Los niños son puros y sin manchas. Debemos ser así.
 
Dios nos amó tan mucho que dío al mundo su hijo. Jesucristo murió por nosotros, a pesar de nuestras maneras inicuas. “Difícilmente alguien muere por un justo; con todo, pudiera ser que alguno osara morir por el bueno. Mas Dios demuestra su amor para con nosotros, en que, siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros” (Romanos 5). Cristo murió por todos. Cristo murió por ustedes, y Cristo murió por mi. Mediante el arrepentimiento, podemos volver a Dios. Él espera que nos arrepentamos. Yo sé que mi Padre Celestial me ama y ama a éste districto, y ama a todo el mundo. Tengo un testimonio en el poder del arrepentimiento. Lo he visto en mi vida. Digo estas cosas en el nombre de Jesucristo, amen.
 
Ok my companion is telling me we should leave so I don´t have time to write anymore, just know that I love you all and I’m doing fine. Don’t worry about me, worry about yourselves. Haha ok bye.
 
Advertisements